El viajante

Los viajes épicos siempre comienzan con la impresión de que no hay regreso, que uno no volverá, la gente dice que el tiempo pasa, cuando uno es el que pasa delante y él permanece.
Al final de la ruta uno vuelve, quizá convertido en al otro, siendo otro, siempre habrá más tiempo que vida, mientras se emprenda la ruta, mientras el viajero con sus pies aún descalzos. are su propia tierra.

Un comentario en “El viajante

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s